Lo intangible del arte contemporáneo

intangible arte

En un mundo de ilusiones digitales, donde la educación, el trabajo e incluso las relaciones entre personas se realizan a través de pantallas, el arte también se ha transformado.

“Ya nada es real, todo es de mentiritas”, fueron las palabras de un padre de familia al ver que, ante la nueva normalidad, su hijo asistía por primera vez al preescolar vía online. Aquella realidad en la que las personas asistían a una obra de teatro para presenciar el llanto de un actor aclamado o la ejecución de su pieza favorita mientras se volvían uno con la masa de espectadores ha sido remplazada por la contemplación de pantallas que fríamente arrojan patrones de luz simulando lo que sucede a kilómetros de distancia. Sin embargo, las emociones que logran imprimir en nosotros, sí que son reales.

harddiskmuseum
Fuente: Rewisor.com

La pandemia logró acelerar el futuro inevitable del desplazamiento de los esquemas tradicionales de convivencia por los de la nueva era digitalizada. Un claro parteaguas de este cambio en el mundo del arte fue el nacimiento de Harddiskmuseum en 2015. Su creador Sóliman López dijo al respecto en lo que en aquél entonces era una idea revolucionaria: “se me incrustó en la cabeza el hacer realidad un museo que fuese en sí mismo obra de arte digital y que se configurara como herramienta colectiva de difusión, promoción y apoyo a lo que podríamos llamar arte líquido o intangible, aquel que sólo se metaboliza visualmente y se escapa de las manos”.

La dificultad del coleccionismo en la era digital

Por su parte, artistas como Tatsuo Miyajima y Miao Ying desde hace décadas han dejado el antropocentrismo de lado para concentrarse en la tecnología como fuente de inspiración y medio artístico. Miyajima (1957, Tokio) es mundialmente famoso por sus trabajos con luces LEDs. Ying (1985, Shanghai) mientras tanto, ha estado planteando interesantes proyectos relacionados con la cultura china y cómo la tecnología influye de manera insidiosa y manipuladora en el pensamiento.

Este tipo de exhibiciones comprenden una dificultad nunca antes vista para los coleccionistas de arte. Algunas de las obras que requieren de proyectores, pantallas o cualquier tipo de medio tecnológico son definitivamente intangibles, algunas otras requerirían de trasladar instalaciones millonarias con mayores dificultades de manejo y envío, sin embargo, en un tercer panorama, tanto obras en formato digital como creaciones en físico encuentran ahora un punto de comunión y difusión en las plataformas de arte.

Las empresas de tecnología han visto en el arte contemporáneo un gran campo de oportunidades tanto en la comercialización como en la difusión de nuevos talentos. Cada vez más empresas desarrolladoras de tecnología como Yo Contigo, creadora de nuestra plataforma y comunidad, se suman a la digitalización como medio para llegar a un público mucho más amplio. Si replanteamos la idea de los espectadores que se vuelven uno solo dentro de un gran teatro al ver brotar las lágrimas de un actor, nos daremos cuenta que es el sentimiento y no el formato ni la presencialidad lo que une a la audiencia. No se trata por lo tanto de un desplazamiento, sino de una evolución.

 

Por Josué Vázquez│

 

Fuentes:

Torres, S. (2015). “Nace Harddiskmuseum, un museo de arte intangible”. PAC: Madrid. Recuperado en 2021 de https://www.plataformadeartecontemporaneo.com/pac/nace-harddiskmuseum-un-museo-de-arte-intangible/

Hernando, E. (2020). “Coleccionismo, ferias y mercado en la era digital”. Madrid: Tetralia http://myartdiary.com/soliman-lopez-el-arte-digital-no-tiene-sentido-sin-el-share-de-por-medio/

McDemmort, E. (2021). “Discover 100 galeries participating in OVR Pionners”. Art Basel. Recuperado en 2021 de: https://www.artbasel.com/stories/ovr-pioneers-participating-galleries-announced-gordon-parks-agnes-denes

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *